dependencia.info

Arquitectura y residencias: Un centro con celosías de madera tradicionales en el Tirol

miércoles 26 de febrero de 2020, 20:22h
Esta semana en Arquitectura y Residencias volvemos a Austria donde, en 2014, tres municipios Ellmau, Scheffau y Söll decidieron colaborar en la creación de una nueva residencia de personas mayores. Para decidir quién diseñaría la residencia convocaron un concurso de arquitectura y despacho de arquitectos ganador fue el alemán Dürschinger Architekten, SRAP Sedlak Rissland.

El lugar adecuado para la construcción fue el municipio de Scheffau. Al lado de una antigua residencia que ya no cumplía adecuadamente con su misión.

Después de un periplo de tres años, la residencia de tercera edad abrió sus puertas a finales de 2017.

Actualmente la residencia funciona con unas tarifas que oscilan entre los 63 y los 154 euros diarios, según el nivel de atención requerido.

Con su ubicación a los pies del Wilder Kaiser, el hogar de ancianos Scheffau ocupa uno de los lugares más bellos y atractivos del pueblo. La vista directa de las montañas circundantes, casi perfectas, ejerce una fascinación especial durante todo el año.

El edificio consta de dos volúmenes compactos entrelazados en la sección central donde forman un atrio. El posicionamiento en la parcela crea tres espacios exteriores diferentes: un jardín público, un jardín para personas con demencia independiente y un parque infantil para niños.

Por un lado, la formación diferenciada de la estructura permite la comunicación y el encuentro entre los residentes y la comunidad. Por otro, los espacios interiores y exteriores ofrecen suficientes posibilidades para el retiro privado y la contemplación. Integración, comunidad y estilo de vida individual no se excluyen entre sí.

La nueva residencia geriátrica tiene una apariencia simple y clara. La entrada principal del edificio está marcada por un soporte en forma de “Y griega” cristalino hecho de hormigón prefabricado.

Las áreas públicas están ubicadas en la planta baja: cafetería, salón de eventos y capilla se unen a la entrada principal. En la parte trasera de la planta baja se encuentran las oficinas administrativas, salas de servicio y una cocina de producción.

El atrio central y verde trae tragaluz cenital dentro del edificio. Además, permite una comunicación visual a través de los pisos, entre los comedores y las áreas comunes de las diferentes unidades de atención. Estas unidades se distribuyen en los dos niveles superiores con un total de 54 apartamentos. Los apartamentos están equipados adecuadamente y diseñados con estilo moderno. Los baños tienen tiras de luz de popa. Hay bancos para sentarse en las entradas a los apartamentos. Los pequeños espacios comunitarios están ubicados en todo un grupo de atención con terrazas y balcones techados, orientados a la Cordillera tirolesa.

En la residencia, el material cálido de madera se convierte en un compañero. En todo el edificio, las superficies coordinadas por color proporcionan una orientación para los residentes e invitados.

El encofrado de madera hecho de alerce sin tratar enfatiza la fachada de la planta baja y los balcones empotrados. El resto de la superficie exterior está cubierto por una escoba terminada en yeso.

Las incrustaciones de madera de tableros de alerce perfilados acentúan las ventanas. Son una referencia familiar a las tradiciones artesanales locales. Pero el sistema tradicional de ceolsía se traduce contextualmente y se usa como pantalla que brinda privacidad, protege del sol y pinta sombras sutiles en la fachada. La tradición y la modernidad se encuentran y forman un todo armonioso.

Explicación arquitectónica de la residencia con planos

Explicación en otra web de arquitectura

Página web de la residencia

Opinión de Marc Trepat, arquitecto especializado en el diseño de residencias asistidas para mayores

Una residencia más con todas las habitaciones individuales. Personalmente me es muy curioso comprobar que en los países centroeuropeos los espacios de convivencia son extremadamente pequeños y diversos. Contrariamente a lo que sucede en nuestro país donde debemos tener espacios donde poder tener a casi todos los residentes juntos. Esto puede pasar por varios motivos:

  • Las habitaciones son individuales. Esto hace que las personas tengan como espacio privado su habitación y, en general hagan mucha más vida dentro de ellas de manera que utilizan los espacios comunes para su socialización según su voluntad. Hay varios espacios diferentes y son todos muy pequeños, parecen pesados para pocas personas.
  • Disponen de más recursos con lo que hay más personal para ocuparse de las personas mayores, lo que les permite disgregar a éstas en diferentes espacios. Me temo que este es el caso.
Os propongo prestar atención a los dormitorios. No son muy grandes, pero su diseño es muy completo y quiero especialmente mencionar la situación de la cama pegada a la pared con vistas a la ventana y no a la entrada. Este es un tema sobre el que suelo discutir con mis clientes porque en los viajes que hemos hecho a los países nórdicos y centro europeos, es una solución muy utilizada. Personalmente me parece una solución que dignifica a la persona porque la coloca en una situación más cercana a la de una casa consiguiendo al mismo tiempo concentrar el espacio libre de la habitación de forma más útil para moverse, disponer de una mesa o una butaca cómoda y también permite eliminar la imagen más hospitalaria de la cama centrada en forma perpendicular a la pared. Por otro lado, deja una cara de la cama protegida contra la pared lo que evita caídas como mínimo al 50%. Me encantará saber la opinión de nuestros lectores sobre este tema.
Dormitorio con cama adosada a la pared, armario diseñado y entrada de luz natural al lavabo por la parte superior.

Baño con puerta corredera exterior que, si se puede, funciona mejor que las que van por el interior de los tabiques.

A nivel funcional es una residencia que no parece distribuida con las típicas unidades de convivencia, aunque cada planta dispone de dos alas, una con 14 habitaciones individuales y otra de 13 y hay diferentes espacios de convivencia. Por tanto, no podemos decir que se aplica la idea de las unidades conformadas como si fuesen viviendas que siempre preferimos, pero dentro de que no es así, creo que la distribución en dos alas claramente definidas y los diferentes y pequeños espacios de vida considero que le da una configuración ideal para atender a las personas de una forma muy eficiente.

En esta planta se puede ver en la parte izquierda, las 14 habitaciones individuales i a la derecha las 13 habitaciones más, una zona central con el patio, lavabos, espacios de almacenaje y control, y los pequeños espacios de convivencia. En este sentido hay un comedor común para todos, una sala en cada extremo con terraza, un lavabo asistida y un espacio de terapia. Por tanto, los espacios de convivencia no son pequeños por superficie, pero están segregados en varios espacios que son mucho más domésticos y agradables para los mayores.

Espero vuestros comentarios al modelo de habitación de esta residencia. ¿Os parece bien la cama adosada a la pared lateral?

Marc Trepat Carbonell

Arquitecto B\TA

Valora esta noticia
0
(0 votos)
¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)


Normas de uso

Esta es la opinión de los internautas, no de Dependencia.Info

No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes.

La dirección de email solicitada en ningún caso será utilizada con fines comerciales.

Tu dirección de email no será publicada.

Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.